RSS

Archivo de la categoría: seguro multirriesgo

RIESGO DE INCENDIO EN ZONAS RURALES

incendio cerca de una vivienda en GaliciaEste verano, de nuevo hemos vuelto a sufrir los incendios en zonas rurales, volviendo a ser Galicia, León y Asturias las comunidades con mayor número de incendios. En las zonas rurales es muy peligroso este tipo de incendios porque los habitantes de las casas de la zona se ven obligados a desalojarlas.

Los incendios que más preocupan son aquellos de alta intensidad, difíciles de sofocar por medio de la extinción. Madrid, Asturias, Canarias y Andalucía son las comunidades donde más esfuerzos se han puesto en identificar las zonas de alto riesgo de incendio. La situación se vuelve más dura cuando la mayor parte de los incendios (96%) obedecen a causas humanas, siendo de los cuales aproximadamente la mitad intencionados. Los grandes incendios forestales se pueden evitar persiguiendo legalmente estos delitos, utilizando políticas preventivas de incendios, potenciando el pastoreo y la limpieza.

En cuanto a la prevención de fuegos, los gallegos deben cumplir una serie de pautas. El pasado mes de julio, un incendio se originó en el monte de A Grela en La Coruña, aproximándose a las instalaciones de un complejo comercial. La normativa establece lo siguiente:

  • Para las casas aisladas, desde el límite de la casa hasta los 10 metros, no debe haber ni maleza ni árboles. Desde los 10 hasta los 30 metros no puede haber maleza, pinos, eucaliptos ni acacias (especies que arden fácilmente), y el resto de árboles (robles, castaños) deben estar bien separadas entre sí. De los 30 a los 50 metros no puede haber maleza y los árboles bien separados entre sí.
  • Para las aldeas y villas, desde el límite hasta los 30 metros no puede haber maleza ni pinos, eucaliptos o acacias. De los 30 a los 50 metros no puede haber maleza y los árboles tienen que estar bien separados entre sí. En las nuevas edificaciones de uso residencial, comercial, industrial o servicios, se mantendrá una franja de seguridad de 50 metros.

Los responsables de la limpieza de las franjas son los propietarios, los arrendatarios, usufructuarios o titulares de los terrenos. Dicha limpieza debe hacerse antes del 30 de junio de cada año. Si no se limpia, el ayuntamiento notificará dicho deber y si se incumple:

  • Ordenará los trabajos de limpieza repercutiendo costes en los propietarios.
  • Obligar a facilitar el acceso para cumplir subsidiariamente la limpieza.
  • Inicio de procedimiento sancionador.
  • En caso de incendio, podrá limpiar o hacer trabajos preventivos sin autorización previa.

En este caso, contemplamos como uno de los seguros más convenientes a tener en cuenta tanto el seguro multirriesgo de comunidades de propietarios como el seguro de hogar multirriesgo, que cubran perfectamente el riesgo de incendio y los gastos inherentes como el desalojo forzoso, la pérdida de alquileres, traslado de mobiliario, alquiler de vivienda provisional y gastos personales de primera necesidad, además del asesoramiento jurídico para iniciar reclamaciones.

Fuentes: campogalego.com y elaboración propia

Anuncios
 

Etiquetas: , , ,

IRNOS DE VACACIONES CON TODO BIEN ATADO

consejos vacacionesPor fin llegaron las ansiadas vacaciones: maletas, billetes de avión, casa cerrada…un momento, ¿está bien cerrada? ¿cortamos el agua? ¿Le dejamos las llaves a la vecina?

Todas estas preguntas debemos hacernos si nos vamos de vacaciones. Especialmente hay una serie de tareas a las que debemos prestar especial atención ya no sólo por proteger nuestro hogar y pertenencias, sino también para que nuestra ausencia no ocasione ningún perjuicio a la comunidad:

  • Comprobar que los suministros del hogar están perfectamente cortados, evitemos una fuga de agua o de gas dejando bien cerrados grifos y llaves de paso, ya que esto también puede afectar a otros vecinos. Daños propios y a terceros.
  • Contar con un sistema de detección de incendios de modo que si hubiera algún incendio, se avisa rápidamente a la central, antes de que se extienda al resto del edificio, si carece de conexión remota, su pitido lo podrán oir los vecinos.
  • Asegurar bien los toldos, persianas o macetas o cualquier objeto que tengamos en la terraza para que en el caso de que hubiera una tormenta de verano, no se produzca ningún accidente con esos objetos. Los seguros cubren los daños cuando superan los límites que establece la póliza y suele oscilar entre los 75-90 km por hora para el caso de viento.
  • Dejar el vehículo correctamente estacionado en su plaza sin ocupar territorio común ni de los vecinos. Lo encontrarás sin el “recado” de otro usuario.
  • Comprobar que todas las ventanas y puertas que dan al exterior y al interior están correctamente cerradas y bien aseguradas en contra de los posibles amigos de lo ajeno. Además si el agua entra por huecos sin cerrar es una causa de exclusión de las aseguradoras.
  • Recoger los tendederos extensibles porque también pueden ser una forma de acceso para los ladrones.
  • Dejar unas llaves a una persona de confianza para que pueda acceder en caso de que exista una avería que sólo se pueda arreglar entrando a su domicilio. Se evita así que la compañía de seguros aplique exclusión por falta de diligencia en la reparación.

Por supuesto, sin duda es básico tener contratado un seguro de hogar multirriesgo, aunque la realidad es que no todos los vecinos lo tienen con todas las coberturas debidas, o no toman todas las precauciones que hablábamos, así que también la comunidad debe estar protegida con su correspondiente seguro multirriesgo.  Lo más recomendable como siempre es contar con la asesoría de una correduría de seguros que revise que tenemos todas las coberturas necesarias. ¡Y a disfrutar tranquilo de las vacaciones!

Fuente: Estamos seguros y elaboración propia

 

Etiquetas: , , ,

¿ES RENTABLE TENER SEGURO EN LAS COMUNIDADES DE PROPIETARIOS?

seguro multirriesgo de comunidades de propietariosCuántas veces nos habremos preguntado si tenemos el seguro adecuado, si cubre todos los riesgos posibles, si estamos pagando lo justo. Esto sólo a nivel particular, pero a nivel Comunidad de propietarios también es interesante que nos hagamos algunas preguntas. ¿Nuestro seguro es realmente un multirriesgo o un todo riesgo? ¿La póliza está actualizada? A pesar de que no es obligatorio contratar un seguro multirriesgo en una Comunidad, sí que resulta necesario, si tomamos las estadísticas como prueba.

Lo primero que debemos hacer es constatar que tenemos contratado el seguro adecuado y por supuesto que sus coberturas se encuentran actualizadas. ¿Quién está cualificado para tal análisis?. No ofrece duda que en caso de enfermedad acudimos al médico, bueno algunos todavía acuden a los curanderos**… Con el paso del tiempo, los riesgos son diferentes y hay que tener en cuenta los nuevos de los que antes no éramos conscientes, como las goteras que son un riesgo clave a nivel particular y a nivel comunidad, seguido de los fenómenos atmosféricos, especialmente el viento y las tormentas, las roturas de cristales y en cuarto lugar los riesgos por responsabilidad civil por la incorporación de nuevos elementos a la finca.

Por Comunidades Autónomas, donde más siniestros se producen es en Madrid, seguida de Andalucía, Comunidad Valenciana, Galicia y Castilla y León. Analizando la relación entre los pagos por incidentes y el PIB regional, podemos deducir en qué lugares el impacto de las indemnizaciones por daños es más elevado: el resultado es que es muy superior en las Comunidades Autónomas situadas en el tercio norte del país, menos en el caso del País Vasco, en el que al ser su PIB regional tan elevado, la repercusión de las indemnizaciones es baja.

La Ley de Propiedad Horizontal no contempla la obligatoriedad de contratar un seguro, sin embargo permite sustituir la reserva obligatoria por un seguro multirriesgo o contrato de mantenimiento; sin embargo la Ley de Calidad para la Edificación, considera que dependiendo de la Comunidad Autónoma y del año de construcción del edificio, habrá que contratar obligatoriamente un seguro. En Madrid existe la obligación para edificios nuevos y los rehabilitados integralmente, aunque es cierto que de cualquier manera se recomienda tener un seguro de responsabilidad civil para cubrir daños que puedan afectar a terceros porque el Código Civil señala que quien causa un daño debe responder de sus consecuencias.

Por último, hay que darse cuenta de que no siempre la póliza contratada cubre los riesgos a los que se puede enfrentar la comunidad. Por ello, la mejor opción es acudir a una correduría de seguros de confianza y especializada en la que aconsejen a vuestra comunidad de la póliza multirriesgo de comunidades de propietarios más adecuada y actualizada según el caso concreto.

** Los curanderos de los seguros son los primos, amigos, cuñados y demás parientes, profesionales que todo lo quieren abarcar y saben más bien poco, comisionistas sin escrúpulos etc…Un seguro garantiza una tranquilidad, no merece la pena jugársela.

 

Fuentes: elaboración propia

 

¿Qué ocurriría si impactase un dron, un avión o un vehículo contra mi edificio?

coche estrellado contra edificioExisten numerosos riesgos que puede sufrir una comunidad de propietarios, sobradamente conocidos algunos y menos presentes otros como impactos de otros elementos ajenos a la comunidad en el edificio, aunque puede que no sean muy probables, como es el impacto de animales, vehículos, ondas sónicas, aeronaves u objetos arrastrados por fenómenos meteorológicos.

Aunque la pregunta con la que titulamos este artículo parezca poco probable, sí que puede ocurrir; el pasado lunes 15 de mayo, una avioneta se estrelló contra tres edificios en EEUU, el piloto intentaba aterrizar en el aeropuerto de Nueva Jersey, pero su avioneta cayó, impactando a tres edificios residenciales causando incendios.

Citando un caso de impacto más cercano, el pasado 31 de agosto en Almería, unos ladrones empotraron un vehículo contra el escaparate de una tienda de una conocida marca de móviles y de otros artículos electrónicos. Los daños causados fueron el escaparate de una tienda y un tabique que pertenecía al edificio de una comunidad de propietarios.

En ambos casos, los daños soportados por los edificios tienen un coste económico. En el caso de la avioneta, se produjeron daños en el tendido eléctrico. En el alunizaje, los daños son en un tabique de la comunidad.

Ambos costes económicos teniendo contratado un seguro multirriesgo para comunidades de propietarios que cubra estas situaciones, no supondrían un mayor gasto para la comunidad.

Igualmente, una onda sónica producida por una aeronave o astronave puede provocar un impacto en un edificio de cualquier tipo si supera la barrera del sonido causando daños materiales de los cuales se desprenden costes económicos. Costes que se pueden cubrir igualmente si el seguro de la comunidad incluye la garantía de choque, impacto y ondas sónicas.

En el uso de drones profesionales y aficionados es habitual presenciar aterrizajes en sitios inverosímiles y los edificios son como los gigantes para Don Quijote de la Mancha.

El impacto de un turismo, conducido por un copropietario hombre o mujer, contra la puerta de garaje del edificio es la causa más frecuente de litigio en la gestión de siniestros, motivado por el hecho de que es una causa excluida en algunos contratos de seguro o bien no son considerados terceros los propietarios en la garantía de responsabilidad civil.

En cualquiera de las situaciones mencionadas, los causantes del daños deberían de disponer de un seguro de responsabilidad civil, obligatorio en algunos casos, voluntario en otros, para responder económicamente de su acción, sin embargo la realidad es que ejercer la reclamación por los daños sufridos es un procedimiento largo y costoso al que pocos pueden enfrentarse sin el respaldo de un seguro de daños propios o de protección jurídica.

Que estos casos puedan parecer poco frecuentes no los hace imposibles, así que… ¿por qué arriesgarse?

Fuentes: fuentes del sector y elaboración propia

 

Etiquetas: , , ,

Tasación de daños en un incendio de la Comunidad de Propietarios

incendio en edificioSi ocurre un incendio en nuestro edificio, para que la indemnización por los daños sufridos se corresponda con el valor de los bienes afectados, es necesario que un perito tase el importe de la indemnización económica a percibir y determine origen y causas del siniestro con el fin de reclamar al causante directamente o a través de la compañía de seguros del inmueble. La designación de perito es un derecho del Tomador de la póliza y una obligación de la Aseguradora y cada una de las partes puede nombrar el suyo, lógicamente los honorarios corren por cuenta de quien contrata sus servicios.

Para canalizar de forma correcta una solicitud de prestación económica a una compañía aseguradora, es determinante que el perito analice el alcance de cobertura en póliza comunitaria, indague la posible concurrencia con los seguros de los copropietarios y establezca una propuesta de indemnización o reparación por los bienes muebles e inmuebles dañados, en consonancia con las coberturas afectadas y sumas aseguradas contratadas. El resultado de ésta labor profesional puede ser contradictorio entre el perito designado por la comunidad de propietarios y el nombrado por la compañía de seguros.

Aplicar la concurrencia de seguros es una fuente de litigio con algunas aseguradoras que dan mayor importancia a la ley que al servicio y trasladan a los asegurados la difícil tarea de negociar con los departamentos de siniestros.

Para realizar una investigación del accidente los Peritos de incendios tienen en cuenta los siguientes aspectos:

– La investigación sobre las posibles fuentes del fuego.

– La tendencia de recorrido del fuego, con el fin de recrear el hecho y de establecer si se dio o no un avivamiento del mismo.

– Si pudo ser provocado o por el contrario ha sido un hecho accidental e imprevisible, a causa de la electricidad estática, irradiaciones de calor provenientes de una estufa, vela o por contacto entre superficies calientes, corto-circuito, proveniente del exterior etc.

El perito que envía la aseguradora es un profesional cualificado que debe ser objetivo en su valoración y aún así, nuestro consejo es que la Comunidad de Propietarios contrate los servicios de su propio perito e informe a la compañía de tal nombramiento.

Si la valoración del edificio, en el momento de contratar la póliza, se realizó “a valor de nuevo”, el siniestro se liquidará de la misma forma, es decir permitirá reponer lo dañado sin merma, sin embargo si optó por “el valor real “, habrá que deducir del importe de los daños, la depreciación por el uso, desgaste, o pérdida de valor. Será muy importante haber contratado bien los capitales para que la póliza esté ajustada a la realidad de lo que costaría reponer lo dañado teniendo en cuenta su calidad, año de construcción, superficie construida ( el terreno no se asegura, pero los solados sí ), instalaciones, equipamiento y demás aspectos que un mediador de seguros conoce a la perfección.

Si el perito considera que el continente (toda la edificación) está infravalorado en el contrato de seguro, propondrá una indemnización menor en aplicación de la “regla proporcional”. Si aprecia que la descripción de las características del edificio no se ajusta a la realidad, por ejemplo en el año de construcción, rehabilitación o materiales de las instalaciones, aplicará una depreciación por la “regla de equidad”.

La discrepancia de ambos peritos se resuelve mediante el nombramiento de un tercero, que se paga a medias, nombrado de común acuerdo o por designación judicial, de acuerdo a lo que establece el artículo 38 de la Ley de Contrato de Seguro.

La compañía de seguros está obligada a responder por los daños tasados en un plazo máximo de 40 días desde su peritación y a partir de los 90 días incurre en mora y aplicación del interés legal del dinero incrementado en el cincuenta por ciento.

Los siniestros de incendio tienen una frecuencia menor que los daños por agua, sin embargo su importe es muy elevado e intervienen muchas personas físicas y jurídicas con intereses contrapuestos, que justifican la conveniencia de estar asesorados por un corredor de seguros de confianza o comparar las ofertas de varias compañías leyendo las condiciones y exclusiones de sus pólizas, si algún propietario tiene cualificación profesional para ello. La diferencia del precio de los seguros viene motivada, sobre todo, en función de las coberturas, sumas aseguradas, forma de aseguramiento, procedimiento de liquidación de las prestaciones  y servicio post-venta.

Fuente: elaboración propia

 

Etiquetas: , ,

Problemas más frecuentes en una comunidad de propietarios (II): La morosidad

stop morososDesafortunadamente, la morosidad es el problema más habitual en la Comunidad de Propietarios. Siempre hay algún vecino, o con mucha frecuencia algún banco, que no cumple regularmente con los pagos que han sido pactados por todos los miembros de la comunidad, y se ha ido convirtiendo cada vez más en algo “normal”, aceptado con resignación por el resto de vecinos.

Estos  retrasos o impagos de las cuotas, ponen al borde de la quiebra a las comunidades y obligan a los propietarios que sí pagan a aumentar sus aportaciones.

Soluciones

En muchas ocasiones las comunidades no saben qué medidas llevar a cabo con los vecinos morosos, y si es posible sancionarlos de alguna forma.

La mejor forma de proceder, es mediante un aviso amistoso al moroso y si no causa efecto, esperar una semana y enviar un aviso o notificación mediante un burofax.

Pero si el moroso sigue sin pagar la deuda, la solución es reclamarle las cantidades adeudadas mediante el correspondiente procedimiento judicial. La Ley de Propiedad Horizontal prevé en su artículo 21 la posibilidad de exigir judicialmente dichas cantidades a través del procedimiento monitorio. Si nuestra comunidad cuenta con protección jurídica, un asesor nos indicará el procedimiento y respaldará durante todo este proceso. Todos los gastos son a cargo de la póliza.

Pero, ¿qué puede hacer la comunidad mientras dura este proceso? Lo que muchas comunidades no saben es que un seguro multirriesgo para comunidades de propietarios es un verdadero escudo protector frente a los morosos ya que, no sólo ejerce la reclamación de cuotas sino que, entre otras muchas coberturas, adelanta las cuotas impagadas a la comunidad. Este seguro especial diseñado por José Silva Correduría de Seguros, tiene un coste anual por vecino de siete euros.

Fuente: prensa sectorial y elaboración propia

 

Etiquetas:

Implicaciones en el desarrollo del coche eléctrico por parte de las comunidades y los Administradores de Fincas.

coche eléctrico recargándose en garaje comunitarioLa necesidad de energías limpias y alternativas al petróleo está calando entre los ciudadanos que a título particular quieren disponer de un vehículo eléctrico y, lógicamente, aparcarlo en el garaje de su vivienda. Es en este punto en el que está implicada la comunidad, en el caso de los garajes de propiedad horizontal, porque la instalación de puntos de recarga deberá pasar por elementos comunes y en los edificios de más de 40 años probablemente sea necesario una nueva instalación eléctrica.

El Gobierno aprobó modificaciones en la Ley de Propiedad Horizontal (LPH) para regir y facilitar la instalación de puntos de recarga: “Si se trata de instalar en el aparcamiento del edificio un punto de recarga de vehículos eléctricos para uso privado, siempre que éste se ubicara en una plaza individual del garaje, sólo se requerirá la comunicación previa a la comunidad de que se procederá a su instalación”, dejando claro que “el coste de dicha instalación será asumido íntegramente por el o los interesados directos de la misma”, a excepción de los residentes en Cataluña donde rige una LPH específica para la región que no ha introducido este supuesto (y deja la decisión a cargo de la junta vecinal), aunque se está trabajando en modificarlo.

El problema es que no se contempla el hecho de que la instalación afecta necesariamente a elementos comunes del edificio y no define:

– por dónde han de transcurrir las canalizaciones que van desde el cuarto general de contadores hasta el punto de recarga del propietario,

– quien decide el trazado y en base a qué criterios

Según la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso del Vehículo Eléctrico (AEDIVE) una solución posible sería que la comunidad fijase en sus normas de régimen interno unos criterios comunes. Es aquí donde la figura del Administrador de Fincas juega un papel fundamental porque es quien coordina a los distintos proveedores y conoce la legislación, por lo tanto está capacitado para aconsejar a la Comunidad de Propietarios sobre la situación de la instalación general eléctrica del inmueble, testar entre los vecinos el potencial de propietarios que podrían adquirir un vehículo eléctrico en los próximos años y analizar la mejor solución colectiva que no penalice al primer propietario que decida instalarse un punto de carga y que prevea un crecimiento en el número de vehículos eléctricos y de infraestructuras vinculadas en el edificio. Ser proactivo ante sus clientes le reportará prestigio profesional. Contando siempre al llevar a cabo estas instalaciones con el respaldo de los servicios que le presta su correduría de seguros y el seguro multirriesgo de su comunidad de propietarios.

Fuente: aedive.es y elaboración propia

 

Etiquetas: , , ,